Cómo cocinar con flores comestibles

En este sitio hemos visto desde las características hasta los usos múltiples y la importancia que tienen las flores en nuestras vidas. Hoy veremos algo que puede resultarnos un poco “fuera de lo común”, pero que para muchos no lo es. Los invito a compartir el magnífico arte de cocinar con flores.

Aunque muchos de nosotros hemos oído más de una vez que se pueden hacer sabrosísimos platos con pétalos de flores, la verdad es que muy pocas personas pueden decir que lo han probado.

Lo cierto es que muchas de las flores más conocidas por nosotros son comestibles, tal el caso de la rosa, el jazmín, la magnolia y las violetas. Obviamente que aquellas especies que vayamos a consumir deben ser, preferentemente, cultivadas por nosotros o al menos por algún especialista reconocido, a fin de asegurarnos que no se hayan usado productos tóxicos durante su cultivo y cuidados.

Lo mejor de todo es que puedes cultivarlas en casa, en un balancin jardin, rodeado de flores que puedes utilizar en la cocina.

Hablamos sobre la posibilidad de cocinar con flores comestibles.

Flores en la cocina española

En nuestro país podríamos decir que está bastante difundido el uso de las flores en la alimentación, pero esto solo ocurre en muy pocas culturas. El uso de pétalos para cocinar se basa fundamentalmente en la vistosidad que estos dan a los platos, pero no es menos importante la gran variedad de sabores y olores que tienen para ofrecer.

Si bien antes hablábamos de la importancia del cultivo personal de las flores que luego utilizaremos para cocinar, por el riesgo que implica consumir alguna especie que haya sido tratada con productos tóxicos durante su siembra y posterior cuidado; también debemos tener en cuenta que no todas las especies son comestibles y que muchas resultan tóxicas por mucho que hayamos evitado el uso de productos de este tipo. Un ejemplo de ello son: el jacinto, la hiedra, el muérdago, el narciso, el lirio, la cala, el crisantemo y la flor de pascua.

Ahora bien, en el caso de las que sí son comestibles debes prestar suma atención durante el tiempo de cultivo y cuidados, controlando las plagas con métodos orgánicos que no contaminen aquello que estás preparando para luego ingerir como alimento.

Una vez tomadas todas estas precauciones y llegado el momento del consumo, sigue estos pasos: recoge aquellas flores que vas a comer en el mismo día, lava pétalo por pétalo pero con cuidado para no deteriorarlos y elimina estambres, pistilos y la base blanca del pétalo ya que estos tienen un sabor amargo. Las flores comestibles son aptas para ser consumidas crudas o cocidas.

Con todos estos datos ya estamos casi listas para el siguiente item en nuestra lista: qué especies son comestibles, cuáles son sus características y de qué forma podemos consumirlas.

¿Qué especies de flores son comestibles?

Entre la inmensa variedad de flores comestibles, variedad que se hace imposible de enumerar si contamos con las diversas costumbres y gustos de los diferentes países del mundo, lo que hoy les dejamos es apenas un breve vistazo a aquellas que nos parecen las más fáciles de conseguir o cultivar para este fin.

– Rosa: su riqueza radica en el porcentaje de vitaminas A, B y C que contiene y nos aporta. Su uso más tradicional se vincula con la repostería o en la elaboración de salsas y mermeladas.

– Capuchina: su aporte primordial es en vitamina C y su ventaja es la facilidad de cultivo que ofrece. Se la utiliza mayormente en ensaladas, a las que les brinda su sabor un tanto picante.

– Caléndula
: es una de las más conocidas en lo que a variedades comestibles se refiere, ya que su uso en la cocina se remonta a culturas antiguas como la griega. Su utilización es de lo más variada: desde ensaladas y sopas hasta quesos o yogures.

– Violeta
: esta especie es muy utilizada sobre todo por su suavidad de sabor y su colorido. Puede hacerse con ella desde ensaladas o licores, hasta rellenos para tortillas.

– Tulipán
: un cultivo especialmente recomendado para los climas fríos. De ellos se consumen los bulbos y los pétalos, ya sea en ensaladas o rellenos.

– Borraja
: con un sabor muy similar al del pepino esta flor es ideal para consumir en ensaladas saladas o de frutas, y en diversos postres.

– Coqueta: una flor que soporta todo tipo de climas y que se utiliza muy bien tanto en ensaladas como en decoraciones varias.

Ahora que ya tienes una idea de cuáles son las especies que puedes consumir, no te pierdas nuestro próximo artículo en el que te brindaremos una receta para que hagas en casa y te deleites con el sabor de las flores en las comidas.

La margarita es una de las flores comestibles más apreciada.

Receta de cocina con flores

Por último os dejaremos una sencilla y exquisita receta para que prueben en casa. Lo importante es sobre todo darnos cuenta que existe una verdadera riqueza nutritiva en nuestras flores. Y aprender a utilizarla.

¿Te atreves? Pues bien, aquí vamos con esta riquísima receta de Tortilla de pétalos de rosas:

Ingredientes

– Huevos (5)
– Queso Gouda rallado (1 taza)
– Pétalos de rosas (2 puñados)
– Crema de leche (2 cucharadas)
– Aceite (1 cucharada)
– Sal (a gusto)

Procedimiento

– Comienza triturando los pétalos, que luego deberán unirse al queso gouda rallado.

– Bate los huevos condimentados con la sal.

– Agrega a los huevos la crema de leche y luego el preparado de pétalos con queso gouda.

– Revuelve suavemente hasta unir esta mezcla.

– Coloca el aceite en una sartén y cocina en ella la tortilla, de ambos lados, a temperatura media.

Un secreto: para que la tortilla no se pegue rocía un poco de sal sobre la sartén con aceite.

En pocos minutos una receta magnífica y original para sorprender a tu familia. Hazla y cuéntanos los resultados.

Reply

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com